martes, 27 de marzo de 2018

Buenas noches.

Hoy ha sido el día. Hoy hemos conocido a Marina Sanmartín. Ya sabemos que es escritora, que ha trabajado en el mundo editorial, que publica críticas literarias en el suplemento cultural de ABC,... Hemos podido comprobar que respira literatura por todos los poros, que su voz hilvana una idea tras otra, una reflexión que alumbra la siguiente, una digresión para citar a escritoras conocidas, a autores relevantes, en un torrente de ideas que conforman una personalidad para la que la literatura, la escritura y la experiencia lectora son, si no todo, al menos, casi todo. Una razón para vivir y compartir lecturas con amigos que atesoran experiencias y anhelos semejantes..


Nos ha incitado a leer y a escribir, a no tener miedo al fracaso, como ha hecho ella en momentos iniciales en los que lo normal es recibir un "NO" de las editoriales. Nos ha hablado de P.D. James. de Patricia Highsmith, del recientemente malogrado Philip Kerr... De escritores como Stephen King o John Kennedy Toole. Nos ha hecho ver cómo lo cotidiano puede y debe constituir parte de la materia novelesca. En suma, hemos disfrutado de su magisterio y experiencia como escritora, porque las alusiones a sus novelas, a los procesos de creación, a sus relaciones con los editores, han ido acompañadas de referencias a experiencias cotidianas, a vivencias normales que provocan destellos que se transforman en literatura.

Y hemos podido comprobar  que algunas de las obras de los autores más citados por Marina Sanmartín se encuentran en nuestra Biblioteca. Están ahí, esperando que nuestras manos los seleccionen entre todos los demás que los acompañan en los anaqueles de las estanterías. Un libro es una suma de experiencias vividas y soñadas que alguien, quien lo ha escrito, desea compartir con unos lectores. La resurrección de un libro, su vuelta a la vida, se produce cada vez que esas manos lo seleccionan y unos ojos acercan esas vivencias y sueños a nuestro interior de ávidos lectores.


Desde la Biblioteca y el PLEI del centro, desde el departamento de Lengua castellana y Literatura, queremos agradecer a Marina Sanmartín su presencia entre nosotros, su cercanía y facilidad para comunicar su pasión por la literatura. Y no podemos dejar de resaltar que la presencia en nuestro Claustro de la profesora Raquel Rodríguez Friera ha sido esencial para que hayamos podido disfrutar de este encuentro literario.

Muchas gracias a las dos y a todas las personas que han ayudado a que este encuentro literario haya podido celebrarse de forma tan satisfactoria y placentera.

Un fuerte abrazo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Actividades del PLEI con alumnado de Lengua castellana y Literatura: En el proceso de desarrollo del PLEI , las actividades relacionad...